El arte de leer la bola de cristal

La captoptronancia es de origen antiquísimo y se practicaba de distintas formas. Una de las mas antiguas es la copa metálica del faraón que José hizo introducir en el saco de su hermano (génesis XLIV) , en la que se dice “¿por qué me habéis robado la copa de plata? Es donde bebe mi señor y se sirve para adivinar…”

Entre los griegos y romanos se ponía a un niño frente a un espejo metálico (los espejos de vidrio no empezaron a fabricarse hasta el siglo XIII), siguiendo un determinado ritual magico y en el momento que solo el niño podía verse en el espejo se le comenzaba a interrogar sobre las figuras que irían apareciendo en dicho artefacto.

Hasta el siglo XVIII la captoptromancia tuvo mucha aceptación, pero en los siglos siguientes fue desbancada por la cristalomancia, en particular por la bola de cristal.

En la actualidad existen la posibilidad de conseguir una bola de cristal puro, una bola de cuarzo, no importa si es completamente blanca o transparente.

Para utilizarla, hay que tenerla no mas de 35 cm del operador, tener en consideración la luna creciente para realizar las adivinación, el mejor horario será de diez de la noche a las dos de la madrugada… Una vez consideradas estas pautas es buen momento para entrenarse con la bola para conseguir el don de la clarividencia, lo primero que tiene que poseer sera; tranquilidad, paciencia y perseverancia.

El primer paso con el que practicaremos sera la observación:

  • Pongase en un lugar cómodo frente a su bola de cristal, deje que sus pensamientos se vacíen, mientras que los ruidos externos van desapareciendo, si algún pensamiento persiste en turbarlo no luche contra el, deje que lo toque y pase de largo.
  • Ahora es momento de que las imágenes se formen, al principio puede que solo vea manchas, rostros en algunas escenas estáticas.
  • Poco después esas escenas se disolverán para dar paso a una segunda visión. No se alarme de lo que vea en el cristal. En lo sucesivo, sus visiones y experiencias le ayudaran a analizar esas visones o formas.

Recuerde : el contemplar la bola de cristal es una de las formas menos peligrosa de todas las experiencias psíquicas. No hay mas que contemplar serenanente el objeto se cristal, con el objeto fijo en el objeto o la figura que quiera ver, sin necesidad de ceremonias o rituales. Si el experimentador tiene la facultad, no necesitara otra cosa aparte de la practica para saber que en este arte radica su poder.

Deja un comentario

holayolo sun
A %d blogueros les gusta esto:
yop