Mabon. La segunda gran cosecha y el viaje de la muerte a la renovación.

 

Las hojas caen  de los árboles, pintadas en rojos y dorados

Las frutas emiten el dulce perfume de su madurez

Día y noche juegan en el campo como iguales

La muerte anuncia que pronto llegará

Pues sólo ella puede preparar

El camino de la nueva vida que se alzará.

 

Los ritos de Mabón (cuarto de los Sabbats Menores), o Fiesta de la Segunda Cosecha, corresponden al Equinoccio de Otoño y se celebran aproximadamente entre el 21 y 23 de Septiembre, aunque la fecha más generalizada es la del 21, cuando el Sol entra en el signo de Libra.

Una vez más, día y noche son iguales (las energías masculinas y femeninas se equilibran), la naturaleza decae y disminuye su generosidad, ofreciéndonos sus últimas cosechas y preparándose así para el invierno, cuando deberá descansar.

Se cree que el nombre de Mabón deriva de Mabon ap Modron, un dios consorte galés,  equivalente a Cerunnos. Otros dicen que, al ser el portador del otoño, podría vérsele como una versión masculina de Perséfone/Deméter.

Este sabbat también es llamado “última cosecha”, pues aunque la cosecha comenzó a recogerse en Lughnassadh, es en Mabón donde se completa, y se agradece por lo recogido, pidiendo una buena cosecha para el próximo año. Es tiempo de descansar luego del trabajo arduo. Es momento de mirar hacia atrás, reflexionando sobre los esfuerzos del pasado y celebrar por un trabajo bien hecho. Junto con la cosecha juntamos las semillas que contienen la promesa de la nueva vida en primavera; es el misterio de la vida en la muerte.

A partir de Mabón, el Dios de la luz es vencido por su gemelo, el dios de la oscuridad; es el momento en que la noche conquista al día. Mientras se mueve la rueda del año, nos preparamos para un funeral.

El Dios, quien nació de la diosa en Yule pasado, es ahora un hombre maduro, todavía fuerte en su intelecto pero atrapado en un cuerpo que se debilita. Sabe que va a morir en Samhain y mira con nostalgia su vida pasada. Se prepara para dejar su cuerpo físico y comenzar la gran aventura en el mundo de las sombras  hacia su renacimiento.

La diosa se compadece del sol que se debilita aunque el fuego de su propio ser quema dentro de ella, plantando la semilla que renovará la luz. De manera simbólica, entramos en el periodo de preparación del Dios hacia su muerte en Samhain quién, de éste modo, emprenderá su viaje por el submundo hasta su nuevo regreso al  vientre de la gran Madre, para renacer en Yule.

Es la aparente calma antes de la tempestad, el último soplo de aliento que tomamos antes de sumergirnos en esa oscuridad que ya se recorta sobre el horizonte mientras en la lejanía suenan violentos cuernos de caza; es el momento propicio para emprender el gran viaje de la renovación y el renacimiento, donde la naturaleza nos invita a alimentar a nuestro espíritu y, con el fin de la rueda del año, concentrarnos en la “madurez” y la “muerte”… no olvidemos nunca que para renacer debemos morir, es el ciclo infinito.

  • En el reino animal, comienza el periodo más energético en el que muchas especies entran en celo o se preparan para hibernar.
  • Para las sociedades cazadoras una vez terminada la recolección, comienza su principal actividad, la caza.

Mitológicamente, la muerte del Dios es un sacrificio voluntario, él entrega su vida para que la vida siga, crezca y prospere.

Mabón es, la festividad de la Madurez antes de la dureza, e incluso crueldad, de los abismos introspectivos del Samhain, debemos armarnos de una nueva conciencia en éste tiempo de confrontaciones mentales que danzan entre tranquilidad, sabiduría, fiereza y deseos para salir adelante.

Correspondencias de Mabón:

  • Significado: Es el tiempo de la cosecha, de ver lo bueno que hemos cosechado. Y de ¡lo que deseamos para el futuro!
  • Plantas y Hierbas: Cereales de todo tipo, salvia, cardo, madreselva, pasionaria, helechos, tabaco.
  • Inciensos: Benjuí, Mirra.
  • Aceites: Sándalo, Salvia.
  • Colores (ver el significado en las correspondencias de colores): Marrón, dorado o naranja oscuro, rojo, o si no los tienes, blanco.
  • Piedras: Ámbar, ojo de tigre, ojo de gato, ágata amarilla, cuarzo, o cualquier piedra marrón, amarillo oscuro o naranja.
  • Comidas típicas de Mabón: ¡Especialmente los cereales y el maíz! Frutos y frutas frescas de estación, manzanas, peras y uvas. Además una hogaza de pan (pan árabe si no tienes ganas de amasar) para el festín.
  • Bebidas: ¡Cualquiera que desees hacer con las frutas de estación! O los típicos, agua o cerveza.
  • Diosas: Core, Deméter, Modron, Morgan, Epona, Rihannon, Perséfone, Pamona y las Musas.
  • Dioses: Mabón, Cernnunos, Thoth, Thor, Baco, Odín, Hermes y El Hombre Verde.
  • Tradiciones: Recolectar plantas y vainas secas que pueden ser utilizadas en rituales o para hacer magia con hierbas. También es tradicional de esta época las muñequitas de maíz, aunque predominan más en Lughnasadh, también pueden ser usadas en Mabón, sobretodo porque por estas fechas se celebra El Día del Orgullo Pagano y suelen regalarse.
  • Otros nombres, misma festividad: La festividad de Mabón (pronunciado MAY-bun) es también llamada Fiesta de la Cosecha, Día del Banquete. También se conoce como Fiesta de la vendimia, fiesta de Avalon, Equinozio di Autunno (Strega), Alben Elfed (caledonios). Los Teutones lo llamaban Búsqueda del Invierno. El mes de Septiembre era conocido en la cultura celta como Haleg-Monath, literalmente, el Mes Sagrado, donde se ofrecían libaciones a los árboles de los bosques. También se conoce como Chung Chiu en china, fiesta que marca el final de la cosecha del arroz; el Succoth, festival judío de la cosecha, coincide con Mabon; se llamaba Fiestas Dionisiacas, en Roma, para celebrar la cosecha de la uva y se celebraba bebiendo vino del año anterior, tanto como pudieras aguantar antes de caer borracho al suelo.

Históricamente, en la Wicca Tradicional Gardneriana, esta festividad se llama sencillamente Equinoccio de Otoño o Equinoccio Otoñal, ya que en realidad el nombre de Mabón fue implantado en los años 70 por Aidan Kelly, miembro de la Golden Dawn y Lolo Morganwg (Edward Williams) acuñó para Mabón el nombre de  Alban Elfed que se usa dentro del Neodruidismo.

En resumen es el mejor momento para comenzar a trabajar con tu interior, las puertas a un camino espiritual.

holayolo sun
A %d blogueros les gusta esto:
yop