Ojo de Dios

Los Ojos de Dios (oSi´Kuli en lenguaindígena) son elementos ceremoniales sagrados provenientes de los pueblos prehispánicos del suroeste de norte América y la península de México, como son las culturasWixarika, Huincho los Coras, los indios Navajo, entre otros son uno de los atractivos más importantes del estado, elaborados por los mismo indígenas originarios de Nayarit, habitan en las montañas de la Sierra Madre Occidental en los estados de Jalisco y Nayarit, llevando una vida similar a la de sus antepasados. Los huicholes tienen una larga historia y los arqueólogos sostienen que viven en las montañas desde hace cerca de dos mil años. Los españoles les han dado muchos nombres entre los que figuran los de Nayarita, Vitzúrita, Usilique, Guisol y Guisare. Esa misma multiplicidad permite deducir que la etnia huichol se encontraba dividido en grupos numerosos que además admitían características propias y diferenciadas Con una enorme gama de creatividad y diseño, Coras y Huicholes son por decirlo así artistas natos y sus representaciones nunca se rigen por un patrón.

Cuenta la leyenda que Kauyuma’li, uno de los dioses que dio forma al mundo, pudo ver todo lo que estaba dentro de la tierra y todo lo que estaba por encima de la tierra cuando miró a través de un si’kuli.

La forma del si’kuli hace referencia a los cinco puntos cardinales, a los cinco rumbos del universo. (Norte, Sur, Este, Oeste y el centro, punto de partida del todo) Los colores que se usan en el rombo son básicamente el blanco, el azul en varios tonos, el amarillo, el rojo y el negro. Los colores se eligen y se ordenan de acuerdo con la petición específica que quiera hacerse.

El si’kuli está dedicado a Tate’ Naaliwa’mi si’kuli, la Madre Agua del Este, que tiene especial preocupación por los niños y que es la creadora de las calabazas y de todas las flores.

En su sentido ceremonial tiene varios significados:

Cuando nace un niño huichol y cumple un año de edad, conocido como Wirraca o ave que canta, se lleva una ofrenda al templo o Kalihuey un ojo de dios que contiene un solo rombo; cumple dos años de edad se lleva un ojo de dios con dos rombos; y así año con año hasta completar cinco años de edad; porque suponen que a partir de esta edad el niño podrá llevar por sí sólo las ofrendas a sus dioses. Es entonces cuando padre e hijo se dirigen al mar y arrojan el ojo de dios, así dan gracias porque el niño hasta los cinco años, la edad más difícil sin ser atacado por alguno de los animales ponzoñosos como los alacranes.

En síntesis el Ojo de Dios es una ofrenda que se hace a los dioses para pedir por el buen crecimiento de los niños. Un elemento que sintetiza la cosmovisión de su pueblo. Los padres son los encargados de elaborar el ojo de dios que sus hijos llevarán a la fiesta del tambor. En esta fiesta los niños y las niñas son presentados a los dioses y son iniciados en la vida ceremonial del pueblo wixarika Para esto, los si’kuli son colocados sobre la cabeza de los menores, lo que permite a los dioses ver y observar a cada niño y niña de manera personal. El número de rombos de cada si’kuli representa la edad del niño o de la niña.

Los Ojos de Dios con cuatro puntas simbolizan un elemento diferente: agua, tierra, fuego y aire. Estos objetos estaban ubicados en los altares utilizados por las tribus y eran entregados como ofrenda a los dioses. Por lo general se relaciona con una plegaria pidiendo a Dios un propósito especifico con varias oraciones relacionadas con poder, salud, dinero.

También simboliza los cinco puntos cardinales del indígena; Norte, Sur, Oriente y Poniente; arriba y abajo. Los colores del ojo de dios o Tzicuri, simbolizan el poder y sirve para ver y entender las cosas desconocidas, cada color tiene un significado:

Como se elabora:

El ojo de Dios es una de sus principales representaciones estéticas que realiza el padre o la madre del niño para su protección. Se comienza el ojo de Dios cuando nace el niño, y cada año se le da una vuelta, y consiste en un conjunto de cinco rombos a base de cruces de madera tejidos con vistosos y múltiples colores.

Tiene varios significados pero el más común simboliza los cinco puntos cardinales del indígena; Norte, Sur, Oriente y Poniente; arriba y abajo. Los colores del ojo de dios o Tzicuri, simbolizan el poder y sirve para ver y entender las cosas desconocidas, cada color tiene un significado:

  1. El negro es vida, es el color de Tatei Aramara (Océano Pacífico) donde vive la gran serpiente devoradora de hombres.
  2. El azul es el color de la lluvia y el agua simbolizando por Rapawiyene y la laguna de Chapala.
  3. El blanco está asociado con las nubes, por lo cual los huicholes colocan pedacitos de algodón en las jícaras para pedir la lluvia, también significa la muerte.
  4. El rojo significa la vida de Dios en el oriente, la zona de Parierekua, residencia del Dios Peyote.
  5. El morado es la vida del hombre

En el aspecto textil, el huichol porta un suntuoso vestuario de manta ricamente bordado con hilo de colores y representando generalmente aves, venados, flores geométricas; el maíz, el peyote, el fuego y el sol.

holayolo sun
A %d blogueros les gusta esto:
yop