Símbolo Vesica Piscis

Símbolo: Vesica Piscis, Mandorla

Significado: Mandorla proviene del italiano y significa almendra. Vesica piscis proviene del latín y significa vejiga de pez

Representación: la unión del cielo y la tierra, lo superior y lo inferior. La Matriz preparada para recibir la semilla de la nueva vida, la sexualidad femenina.

Su construcción consiste en trazar una circunferencia de radio cualquiera y de centro A. Eligiendo cualquier punto (B) de esta circunferencia se traza otra circunferencia con el mismo radio. La intersección de las dos circunferencias determina una zona denominada Vesica Piscis.
Cuando los dos círculos están colocados uno encima del otro, el dibujo que se forma en el centro es la silueta del cuerpo de un pez.

La vesica era el símbolo que identificaba a los primeros cristianos en el Imperio Romano quienes lo utilizaban como código secreto para identificarse entre ellos. Se dice que el símbolo fue elegido para representar a Cristo porque el término en griego significa pez, ichtys, y podría ser un acrónimo de Jesús, Hijo de Dios. Aparece con gran frecuencia en los tímpanos de las iglesias románicas, pero se manifiesta además en el arte sagrado de otras civilizaciones desde los templos de las culturas antiguas, con sus monumentales pirámides pasando por la edad media con sus enormes castillos y hasta nuestros días.

Por otra parte una mandorla es una aureola, que en la concepción cristiana, rodea las figuras de Cristo y de la Virgen María y representa la matriz de María. Por lo tanto es el nexo entre dos mundos: el terrenal y el espiritual, por lo que es símbolo de portal de luz.

No obstante, antes de convertirse en un símbolo cristiano, el vesica piscis era el símbolo universal de la Diosa Madre, ya que la silueta en forma de almendra representaba la silueta de su vulva, a través de la cual se creaba toda la vida. En griego la palabra delphos significa tanto útero como pez y el pez es símbolo de la abundancia.

En relación al cuerpo humano y la creación, Drunvalo dice que la abertura de la vagina es una vesica piscis cuya orientación está de adelante a atrás pero que también la abertura del pene es también una vesica piscis, orientada de adelante a atrás. El flujo mismo del primer chakra está establecido de adelante a atrás y nosotros alcanzamos el segundo chakra girando 90 grados, ya sea en el sentido de las agujas del reloj (femenino) o en sentido contrario (masculino). Drunvalo nos indica que la vida siempre trata de ajustarse a esas energías naturales y que podemos ver que en muchos casos estas energías direccionales se ajustan a partes del cuerpo físico. Además de lo anterior él nos dice que el aspecto eléctrico de cualquier campo electromagnético es la longitud de la vesica piscis y que el aspecto magnético corresponde a su anchura, y que ambas son proporcionales. También nos dice que ésta formación geométrica sagrada es el inicio del patrón de la creación de la Flor de la Vida.

Por otra parte, existe una variante del símbolo colocada en la tapa del Pozo del Cáliz de Glastonbury en donde ambos círculos están inscritos dentro de un círculo mayor. A ambos lados de este vesica piscis se representan hojas y ramas de parra y en el centro hay una vara vertical que parece crecer de una planta situada en la base o desembocar en ella. El Chalice Well, Pozo del cáliz, es una fuente y está tapada para asegurar la pureza del agua que sube por un pozo de piedra. La tapa del pozo es de roble inglés coronado de una vesica piscis de hierro forjado, que está atravesado por la “lanza sangrienta”. Fue basada en un diseño medieval y donada en 1919 por Frederick Bligh Bond, un famoso arqueólogo residente en la Abadía de Glastonbury durante varios años y que tenía un gran interés en la geometría sagrada. El significando de esta representación de la vesica piscis es que las esferas espiritual y material forman juntas la matriz del tiempo o encarnación, atravesadas por la lanza de la verdad o del propósito divino.

En diversos periodos de la historia ha sido tema de especulaciones místicas; probablemente los primeros fueron los Pitagóricos, que la consideraban una figura sagrada. La razón matemática de su ancho (medida por los puntos extremos del “cuerpo”, sin incluir la “cola”) por su altura es aproximada al cociente 265:153. Esta razón, que da 1.73203, se consideró un número sagrado llamado “la medida del pez”. La razón geométrica de estas dimensiones es una aproximación de la raíz cuadrada de 3 y tiene la propiedad de que no se puede obtener ninguna aproximación mejor con números más pequeños.
Si se traza la línea recta que une los centros de ambos círculos, junto con los dos puntos donde los círculos se intersecan, se obtienen dos triángulos equiláteros unidos por un lado.
El número 153 aparece en el Evangelio de Juan (21:11) como el número de peces que Jesús hizo que se obtuvieran en la milagrosa captura de los peces.

Por último si observamos el símbolo de la Triqueta o nudo de la trinidad podemos identificar que éste símbolo se forma a partir de vesica piscis entrelazadas, que marcan la intersección de tres círculos.

Deja un comentario

holayolo sun
A %d blogueros les gusta esto:
yop