Incienso de Hierba de limón

Hierba del limón

Como bien sabemos algunos expertos aseguran que el incienso, al ser un elemento aromático, estimula y propicia cambios en el comportamiento de las personas pero también tiene la capacidad de modificar la vibración del lugar donde se queme por tanto armoniza y purifica.

En magia, como bien sabemos, el incienso se utiliza para limpiar el espacio donde se realizan los rituales, para limpiar a los participantes en un ritual, para representar al elemento aire dentro del altar, entre otros usos pero también se dice que el quemar incienso eleva nuestras oraciones, plegarias o peticiones para que sean escuchadas o devueltas materializadas en el plano físico donde nos encontramos.

Si deseas saber más acerca del incienso como elemento del altar entra aquí

Hay varia formas de crear nuestros propios inciensos, pero de cualquier forma al fabricarlos se debe visualizar y poner atención en el propósito que queremos lograr al quemarlo para desde ese momento comenzar a trabajar en atraer la petición. Los inciensos también pueden comprarse y después trabajarlos con visualización para lograr nuestro objetivo pero se debe tener cuidado de no elegir aquellos que no estén hechos con ingredientes sintéticos.

A continuación listo los ingredientes y el procedimiento necesario para elaborar el incienso de hierba de limón.

Nombres: hierba de limón, té limón, zacate limón
Latín: Cymbopogon citratus  
Usos: Aliviar dolor de estómago, vómito, mala digestión, diarrea, desinflamatorio estomacal, retención de orina, tos, gripa, dolor de cabeza, calentura, nervios, detener la hemorragia vaginal, bajar la presión y el colesterol.
En magia este incienso es usado para armonizar, sanación, para atraer la prosperidad.

Ingredientes: Para esta receta se usara como medida cucharas de té (cta) *

Base: 2 cta de makko
Aglomerante: ¼ cta de clavo en polvo
Líquido: 2 ¼ cta de agua
Aromático: ¾ cta de hierba de limón en polvo

Makko también conocido como “tabu” es un polvo obtenido de la corteza de un árbol que posee la capacidad de absorber las fragancias que lo rodean.

Procedimiento: En un mortero (puede usar también un tazón con una varita o cuchara de madera) mezclar la hierba de limón, el makko y el clavo, hasta que la mezcla tengo un color homogéneo. Mientras realiza la mezcla comience a visualizar el propósito para el cual será utilizado este incienso como si ya estuviese sucediendo.

Una vez que la mezcla esta lista, dejar reposar por al menos una hora (el tiempo indicado varía entre los autores e incluso algunos ni lo mencionan) en lugar oscuro, seco y fresco pero no frío, el recipiente debe estar tapado; lo anterior para que se mezclen los aromas. Pasado éste tiempo, debe empezar a poner un poco del agua indicada en la receta e ir mezclando y presionando la mezcla para  ayudar a distribuir el agua. Luego poner un poco más de agua hasta que se forme una masa lisa y sin de grietas. (Este paso puede tomar hasta 5 minutos)

Cuando la masa esté lista puede empezar a darle forma, en esta ocasión la indicación será para formar conos.
Tomar un pedazo de masa (aproximadamente ¼ de una cucharada) y con ambas manos formar una pirámide larga y delgada. Amase los bordes para dar la forma de cono. Luego quitar ¼ del cono en la parte superior, dejar la punta plana y presionar un poco e extremo grueso contra la mesa o tabla de trabajo.

Secado: El cono debe dejarse secar en una posición vertical y de vez en cuando ponerlo en posición horizontal y rodarlo sin apretar para no deformarlo.
Los conos tardan mínimo tres días en secar y hasta una semana. Aléjelos de fuentes de calor y fregaderos. En una mesa estarán bien.
Si no se desmoronan ni quiebran entonces los conos están listos

Almacenamiento: Guardar en algún lugar oscuro, alejado de la humedad para así evitar la formación de moho.

Recuerde: Debe tener paciencia o todo el trabajo será en vano

* Inciensos. C. F. N
holayolo sun
A %d blogueros les gusta esto:
yop