Aleister Crowley

Aleister Crowley fue a quien se le ocurrió que Winston Churchill usara el signo de la victoria, el gesto de la V con los dedos, como emblema contra los nazis.

Estamos escuchando la voz de Winston Churchill dirigiéndose por radio al mundo en el día de la victoria de la Segunda Guerra Mundial. Un tipo llamado Aleister Crowley fue quien hizo llegar a los jerarcas del servicio secreto británico la oportunidad de usar la V de la victoria como gesto popularizable, como escenografía política frente a la esvástica. Una idea que aceptó y adoptó el mismísimo Winston Churchill.

En la Quinta Sinfonía de Beethoven resuena lo enigmático y lo simbólico. La Sinfonía n°5 en Do menor también llamada la Sinfonía del Destino. Ese nombre se le debe al secretario de Beethoven. El secretario Anton Schindler le preguntó al compositor por las cuatro contundentes notas de inicio de la Quinta Sinfonía, y Beethoven respondió: «Así es como llama el destino a la puerta». Y sucedió que en la 2ª Guerra Mundial, la BBC iniciaba las transmisiones por radio a los aliados con la Quinta de Beethoven, para transmitir la V de la victoria. V que en morse se escribe tal y como comienza la quinta sinfonía.

Es curioso que alguien como Aleister Crowley fuera el inspirador del globalizado valor simbólico que tiene el signo de la victoria mostrado con los dedos. Pero, la pregunta es quién fue Aleister Crowley.

¿Recuerdan la portada del álbum del Sargent Pepper’s, de los Beatles? En ese collage aparecen un montón de rostros célebres y resulta que ahí también está la cara del gran caradura que fue Aleister Crowley. Se dice que John Lennon se empeñó en poner el careto de Crowley. Años después, Lennon fue asesinado en la puerta del mismo inmueble de Manhattan en el que, décadas antes, Crowley había tenido su apartamento.

A Crowley le agradaba que le llamaran la Gran Bestia. Sus detractores le consideraron la persona más malvada del mundo. Crowley fue probablemente un ególatra, con alma de embaucador y un tipo que llegó a sentirse libre como pocos lo hayan sido. Se consideraba a sí mismo poeta, ensayista, pintor, escalador, filósofo o espía. Otros le catalogaron como el precursor del satanismo moderno; aunque, él hubiera despreciado a los admiradores de Satán.

Crowley fue un hedonista convencido. Haz tu voluntad, esa es una de las premisas de ‘El libro de la ley’. Un libro prohibido en muchos lugares, durante mucho tiempo, venerado y odiado. Lo escribió en El Cairo. Crowley solía decir que lo escribió por dictado divino después de haber pasado una noche en la Cámara del rey de la Gran Pirámide, en El Cairo. Sostenía que fue una revelación susurrada por un diosdemonio. Su mensaje está embadurnado de invocaciones ocultistas.

Pero, con una personalísima reivindicación del ser humano. Crowley inspiró la organización de cultos secretos en los que participaron o participan personas poderosas escondidas en el privilegio de la privacidad. Crowley fue el gran inspirador de las orgías.

Esta es la voz de Crowley recitando. Crowley el amigo del gran poeta Fernando Pessoa. Crowley el referente espiritual de los Led Zeppelin.

Esta canción fue escrita en honor a Crowley. Jimmy Page, el líder de la banda se compró Boleskine House, la casa de Crowley frente al lago Ness donde Crowley se vestía de monstruo para entregarse a la lujuria subiendo una escalera hasta el cielo.

¿Quien fué Aleister Crowley?

Edward Alexander Crowley (Royal Leamington Spa, Warwickshire, 12 de octubre de 1875 – Hastings, East Sussex, 1 de diciembre de 1947), más conocido como Aleister Crowley, cuyo apodo era Frater Perdurabo y The Great Beast 666 (La Gran Bestia), fue un influyente ocultista, místico, alquimista, escritor, poeta, pintor, alpinista y mago ceremonial inglés, que fundó la filosofía religiosa de Thelema. Fue miembro de la organización esotérica Orden Hermética de la Aurora Dorada (de la que fue expulsado), además de cofundador de la Astrum Argentum y, finalmente, líder de la Ordo Templi Orientis (O.T.O.). Hoy en día es conocido por sus escritos sobre magia, especialmente por El Libro de la Ley, el libro de Thelema, aunque también escribió profusamente sobre otros temas y géneros, como ficción y poesía.

Quizás quieras leer sobre: La Orden de la Aurora Dorada

Aleister Crowley nació en una familia perteneciente al movimiento cristiano puritano de los Hermanos de Plymouth, que residía en la localidad de Royal Leamington Spa, en Warwickshire. Su padre, Edward Crowley (1834–1887), poseía una gran fortuna gracias a su negocio de fabricación de cerveza, lo que le había permitido jubilarse antes del nacimiento de Aleister. Su madre, Emily Bertha Bishop (1848–1917), proveniente de una familia de Devonshire-Somerset, tenía una relación conflictiva con Aleister, al que llamaba ya de niño «the Beast» (la Bestia),​ un apodo que luego llegó a celebrar.

En marzo de 1887, cuando Crowley tenía 11 años, su padre murió de cáncer de lengua. Esto supuso un gran cambio en la vida de Aleister, que idolatraba a su padre, un predicador carismático y muy religioso​. La familia Crowley se mudó entonces a la casa del tío de Aleister, Tom Bond Bishop, a quien Aleister detestaba profundamente.​

En 1895, después de haber pasado por escuelas privadas, ingresó en el Trinity College de Cambridge, donde por primera vez empezó a sentirse libre lejos de su represiva familia. De esa época datan sus primeros ensayos, novelas y poemas eróticos, su creciente escepticismo respecto al cristianismo y el gusto por la poesía y el montañismo. También cambió su nombre Alexander por su forma galesa Aleister.

«Durante muchos años detestaba que me llamaran Alick, en parte por el desagradable sonido y la vista de la palabra, en parte porque era el nombre con que mi madre me llamaba. Edward no parecía complacerme y los diminutivos Ted o Ned eran aun menos apropiados. Alexander era demasiado largo y Sandy sugería peinado hacia atrás y pecas. Había leído en algún libro que el nombre más favorable para hacerse famoso era uno consistente en un dáctilo seguido de un espondeo, como al final de un hexámetro: como Jeremy Taylor. Aleister Crowley cumplía estas condiciones y Aleister es la forma gaélica de Alexander. Adoptarlo satisfaría mis ideales románticos.» Aleister Crowley, sobre su cambio de nombre.​

Ingresó en el londinense Templo de Isis-Urania de la Orden Hermética del Alba Dorada (‘Hermetic Order of the Golden Dawn’) en 1897, donde escaló rápidamente los grados iniciáticos inferiores y se enfrentó con otros miembros de la misma, como William Butler Yeats y S.L. McGregor Mathers. Poco satisfecho, abandonó dicha orden y creó la organización ocultista Astrum Argentum, A.A., llegando también a ser cabeza visible de la O.T.O. (Ordo Templi Orientis) en que rige su ley de Thelema, que es HAZ TU Voluntad. También fue miembro honorífico de otras sociedades secretas.

Quizás quieras leer sobre: Thelema, La Magia Sexual de Crowley

Se retiró a Escocia, cerca de la localidad de Foyers, donde compró una casa a orillas del famoso lago Ness, la llamada Boleskine House. Allí, de acuerdo a la antigua costumbre escocesa de llamar Laird a un terrateniente, se hizo llamar Laird de Boleskine y Abertarff.

Crowley llamó «Iluminismo Científico» al sistema que desarrolló para la A.A. Para divulgar sus enseñanzas, él mismo publicó, con la ayuda de varios colaboradores, la serie de revistas llamadas «El equinoccio» (The Equinox). El lema del Iluminismo Científico es «el método de la Ciencia, el objetivo de la Religión». En este lema, conforme aclara el mismo Aleister Crowley, «(si se interpreta correctamente) está expresado todo».

Llegó a ser un célebre ocultista, conocido en los medios esotéricos como Baphomet, uno de los nombres mágicos que adoptó. Dos de sus obras más renombradas son Magick in Theory and Practice (Magia en teoría y práctica) y el Liber AL vel Legis (El Libro de la Ley).

El Libro de la Ley

Crowley decía haber recibido en estado de mediumnidad su obra El Libro de la Ley (Liber AL vel Legis sub figura CCXX), de una entidad preterhumana llamada Aiwaz o Aiwass. Este hecho fue el punto culminante de la vida de Aleister, quien decía que había vivido para recibir este don.

Crowley estaba en El Cairo de luna de miel con su esposa Rose Kelly cuando en los días 8, 9 y 10 de abril de 1904, entre las 12:00 y las 13:00 horas, recibió un capítulo cada día, constando El Libro de la Ley de exactamente 3 capítulos en total.

Este libro proclama la ley de Thelema («Voluntad» en griego) para el Nuevo Eón de Horus que comenzó en 1904, con la recepción del texto, y reemplazó al Eón de Osiris. En los textos de los thelemitas se cuenta como primer año 1904, en vez del año del calendario occidental, y se le añaden las posiciones diarias del Sol y la Luna. Dos de las frases más conocidas de este libro son: «Haz lo que tú quieras, será toda Ley», y «Amor es la ley, amor bajo voluntad».

Puedes Descargar: El Libro de la Ley

Más tarde, fundaría en el año 1920 la Abadía de Thelema en la población de Cefalú en Sicilia. Una casa de campo remodelada y decorada por él mismo con frescos en las paredes, siguiendo el estilo de Gauguin, a quien admiraba. En ella permaneció un tiempo junto con varios de sus seguidores, hasta que fueron expulsados de Italia por el gobierno de Mussolini debido, sobre todo, a la muerte de uno de sus discípulos, Raoul Loveday, que se intoxicó al beber agua contaminada, y al revuelo generado por Betty May, esposa de este último.

La contracultura thelémica se anticipó notablemente a lo que más tarde sería el movimiento hippie, siendo similar en su mezcla de libertad sexual, experimentación con todo tipo de drogas, meditación, mezcla de cultos orientales y occidentales, etc, aunque, dada la antelación de Crowley, fue criticado en su momento por tales razones debido a su bisexualidad y la experimentación con drogas. Es de destacar que el principio del movimiento (muy minoritario) se produjo en Gran Bretaña durante la época de la reina Victoria.

Entre quienes lo estudiaron a lo largo de su vida, y lo estudian también tras su muerte, han existido sociedades y personas destacadas que siguen sus enseñanzas, como el pintor Austin Osman Spare, que luego crearía, a su vez, el movimiento Zos Kia Cultus; el director de cine y escritor hollywoodiense Kenneth Anger; Jimmy Page, guitarrista de Led Zeppelin que vivió unos años en Boleskine House; Danny Carey, batería de Tool; el escritor Paulo Coelho y el cantautor brasileño Raul Seixas, que grabaron músicas como: A Lei (La Ley), Sociedade Alternativa, con ideales Thelemitas. The Beatles le incluyeron junto a otras muchas celebridades en la portada de su álbum Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band.

Su vida y obra también influyeron a personajes como Anton Szandor LaVey y un sinfín de ocultistas, satanistas, etc.

Quizás quisieras leer sobre: Anton Szandor LaVey, Satanismo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.