Caza De Brujas En El Presente

Caza de brujas: en el presente

Si te gusta, compártelo...

Hoy en pleno siglo XXI, la caza de brujas no es cosa del pasado. En muchos países del mundo, aún es una realidad. Es por eso que este 10 de agosto es el día Internacional contra la Caza de Brujas por tercer año consecutivo.

Es un hecho triste: en muchos países hay personas acusadas de brujería, que son perseguidas y asesinadas; especialmente en África, el sudeste asiático y América Latina. Por este motivo, se ha instaurado el Día Internacional contra la Caza de Brujas: el 10 de agosto del 2020 se celebró por primera vez, y debería arrojar luz sobre este oscuro capítulo del presente.

También en regiones no cristianas o que han sido cristianizadas recientemente aparece una y otra vez la persecución de brujas, la brujería o de la magia.

Causaron revuelo los casos de los niños brujos del Congo. En el norte de Sudáfrica, sobre todo en regiones donde persisten las religiones tradicionales animistas, se acusa cada año a cientos de hombres y mujeres de brujería, personas que son a menudo asesinadas por las masas enfurecidas. La situación es particularmente prevalente en Tanzania, donde cada año entre 500 y 1.000 personas, en su mayoría mujeres, son acusadas de brujería y luego asesinadas, quemadas o mutiladas. El caso también se da en Kenia. En algunos estados africanos existen incluso leyes específicas contra la brujería.

Actualmente en las tribus indígenas de Papúa Nueva Guinea se han registrado casos de hombres acusados de causar la muerte de otras personas mediante brujería. Tales “brujos” son asesinados y comidos por los aldeanos, el canibalismo es considerado una forma de defensa frente al posible mal que pueda continuar haciendo el alma del brujo.

Las cazas de brujas todavía ocurren en la actualidad en algunos países en desarrollo. El proceso más generalizado actualmente es la acusación y asesinato masivo de mujeres ancianas acusadas de practicar la brujería en Tanzania. Entre 500 y 1.000 personas, en su mayoría mujeres, son asesinadas, quemadas vivas o mutiladas tras ser acusadas de ser brujas cada año en ese país.​

Jörg Nowak, portavoz de la organización, ha viajado a los muchos países en los que Missio apoya proyectos de carácter social. Hace tres años escuchó por primera vez, en Papúa Nueva Guinea, que muchos personas en ese y otros países siguen siendo acusadas de brujería, e incluso asesinadas. Desde entonces, Nowak ha recopilado pruebas e incluso fotografías de los perpetradores y publicó un estudio al respecto.

Enfermedad, muerte repentina de familiares, pérdida de cosechas, odio, envidia y codicia: la lista de razones por las cuales la gente acusa a otros de brujería es larga. Tampoco ha cambiado mucho en los últimos siglos. Jörg Nowak deja en claro su punto de vista: “No hay brujas, hay estigmatización de determinadas personas.”

Caza de brujas: un problema del presente

En Europa, la época de la caza de brujas duró desde el siglo XV hasta el siglo XVIII. Alcanzó su punto máximo entre 1560 y 1630, según Wolfgang Behringer, historiador de la Universidad del Sarre. El especialista calcula que entre 50.000 y 60.000 personas murieron durante esa época por esa causa. A modo de comparación, menciona que durante aquel lapso, grandes ciudades como Colonia y Hamburgo no tenían más de 40.000 habitantes.

En el siglo XX, sin embargo, el todo el mundo murieron más personas por las consecuencias de ser acusadas de brujería, que en 300 años de la caza de brujas europea: “En Tanzania, entre 1960 y 2000, alrededor de 40.000 personas fueron asesinadas, luego de ser acusadas de presunta brujería. La brujería no es un delito en Tanzania, según el Código Penal, pero a menudo son tribunales extrajudiciales los que deciden que determinadas personas deben ser asesinadas”. Se sabe poco sobre las cifras anteriores a 1960.

En entrevista con DW, Behringer afirma: “He llegado a la conclusión de que la caza de brujas no es un problema histórico, sino un problema candente de nuestro propio presente”.

En el momento en el que las «brujas» se convierten en objeto de leyenda, juego, folklore, parte de un mundo imaginario de duendes y hadas, la bruja real/histórica, la campesina/artesana/proletaria/mujer esclava horriblemente torturada y asesinada se hace invisible, queda eliminada de la historia e incluso ridiculizada. ’Campaña por la memoria de las brujas’

La caza de brujas ha sido tratada una y otra vez, tanto en los círculos de historiadores como en los políticos.

Durante el Kulturkampf (lucha cultural) de los prusianos, se acusó a la iglesia católica como única culpable de la persecución de las brujas y se daba como número de muertos 9 millones, cifra a todas luces exagerada.

Durante el Tercer Reich, la NSDAP y otros estamentos estimulaban los estudios sobre la brujería. Se intentaba convertir a las brujas en representantes de la primitiva religión germana, que había sido atacada por la Iglesia, pero, sobre todo en las SS, se formó un núcleo de oposición para el que las brujas eran Volksschädlinge, parásitos sociales, que habían sido eliminadas por una liga de hombres con la que se identificaban ellos mismos.

Bajo el manto del feminismo, se trató el tema de forma intensa en la década de 1980. En el siglo XXI, el estudio histórico se centra principalmente en la historia local y regional del fenómeno.

Contra la caza de brujas

Iglesias del Congo a menudo fomentan la caza de brujas. Para enfermedades como el sida o condiciones como la esterilidad de la mujer, buscan culpables: supuestas brujas o niños brujos. Ayudar a los condenados no es fácil, dice Mapenzi: “En la ley congoleña, la brujería no se reconoce como un delito porque no hay pruebas. Desafortunadamente, la población toma justicia por propia mano para vengarse y castigar a las personas a quienes llama brujas “.

Mapenzi lucha por abordar los conflictos existentes en la comunidad y reunir a las familias desgarradas por acusaciones de brujería. Organiza mesas redondas, proporciona información. Media dentro de las familias. De vez en cuando logra reintegrar a algunas mujeres y niños a sus familias. Esto puede llevar de dos a tres años y el riesgo de ser nuevamente acusado de brujería nunca puede descartarse por completo.

El primer Día Internacional contra la Caza de Brujas es también un hito para Thérèse Mema Mapenzi. Como Jörg Nowak, también espera que se pueda crear una mayor conciencia de este dramático problema del presente.


Si te gusta, compártelo...
PRÓXIMAS CONVOCATORIAS:
Magia con Sueños (curso)

Magia con Sueños (curso)

Práctico
Inicia: 8 Ene 2023
Modalidad: En Linea
Magia con Velas (curso)

Magia con Velas (curso)

Completo
Inicia: 7 Ene 2023
Presencial
Tarot (curso)

Tarot (curso)

Arcanos Mayores
Inicia: 5 Ene 2023
Presenciales / Grabadas
Formación: Astrología

Formación: Astrología

Principiantes
Inicia: 6 Ene 2023
Presenciales / Grabadas
Formación: Wicca

Formación: Wicca

Principiantes
Inicia: 7 Ene 2023
Presencial / Grabadas
PRÓXIMOS EVENTOS:
  • Bazar000

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
Responsable Circulo de Brujas +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

*

code